Columna del Padre Tomás



En la antigüedad se solían marcar los caminos con postes o pequeñas columnas. Eran los puntos de referencia para ir haciendo camino. A veces también se usaban las columnas para recordar hechos, personas, acontecimientos a no olvidar.

Las columnas del Padre Tomás del Valle son un poco ambas cosas. Piedras que marcan el camino que se va haciendo cada día, sin rutas, sin marcas. Y también Columnas que recuerdan hechos, personas, acontecimientos. En ambos casos no es otra cosa que un intento de trazar caminos en la aldea global.

Seguidores

jueves, 24 de noviembre de 2011

FIESTA DE ACCION DE GRACIAS

November 20, 2011
Siguiendo la tradición el tercer jueves del mes de noviembre los habitantes de los Estados Unidos nos sentaremos alrededor de una mesa, comeremos pavo adobado con no se sabe qué, lo endulzaremos con mermelada, creo que de arándano, nos acordaremos de los que ya no están con nosotros, terminaremos comiendo pastel de calabaza, nos contaremos un montón de cuentos y chismes y…. hasta el año que viene.
No sé si fue así la primera cena de acción de gracias que los peregrinos llegados a lo que conocemos como Nueva Inglaterra llevaron a cabo junto con los nativos americanos.
Habría que añadir quizás alguna fruta, o algún regalo que se intercambiaron. Si los peregrinos volvieran a este mundo, no sé si reconocerían la fiesta y el menú, Lo que sin duda alguna no reconocerían sería la Nueva Tierra Prometida, la nación que quisieron construir cimentada en una lectura fundamentalista de la Sagrada Escritura.
La tierra que acogió a aquellos peregrinos se ha convertido en un país desconcertante y de
doble manera de medir las cosas y las personas. En las escuelas públicas se puede hablar de sexo libremente, pero no se puede pronunciar la palabra Dios. Se puede ver pornografía y violencia en televisores o en internet.
Pero no se pueden exponer representaciones del nacimiento de Cristo en lugares públicos como parques o tiendas. Se puede decir Happy Holidays, pero no Feliz Navidad. Se puede invocar a Dios en el Congreso, pero no en las Escuelas. Hemos eliminado los criminales, ahora son personas enfermas mentales.
Se permite el uso de seres humanos discapacitados y ancianos para experimentos médicos, Pero se protesta cuando se usan ratas, palomas u otros animales en investigaciones científicas.
Si se protesta contra las políticas del gobierno en materias de seguridad se tachan de terroristas los disconformes. Si se insulta la bandera o la política de pasados presidentes, simplemente es el ejercicio de los derechos que nos brinda la Primera Enmienda de la Constitución. No nos inmutamos cuando el gobierno gasta miles de millones de dólares en rehabilitación de criminales.
Pero no invierte un centavo en ayuda de las víctimas. Si se engaña al IRS nos multan. Si el gobierno nos engaña, son acciones políticas que no entendemos.
Si insultamos a un afroamericano, somos racistas. Si un afroamericano insulta a un hispano o un blanco, ejerce sus derechos a la libre expresión reflejados en la Primera Enmienda Constitucional.
Los padres han sido sustituidos por tranquilizantes para niños, video consolas y juegos electrónicos. Las Escuelas en vez de ser centros de educación y respeto se han convertido en estacionamientos de niños.
Los maestros los hemos convertido muchas veces en guardianes de nuestros niños, esclavos de nuestras neurosis y víctimas de un sistema que no sabe reconocer el valor de la enseñanza y del magisterio.
A pesar de tantas cosas negativas como vemos nos atenazan y rodean, sin embargo en una semana como esta es importante dar gracias a Dios por muchas cosas de la sociedad en la cual vivimos.
Sigue habiendo ilusión por vivir. Siguen existiendo oportunidades, amigos, ilusiones. La libertad no es solo el nombre de una estatua Es el estado de ánimo que llena los corazones de todos los que vivimos en la tierra de los hombres libres y valientes. Demos gracias a Dios un año más por todo ello.
Tertuliasiglo21@aol.com
Publicar un comentario